Hola chicos! En Instagram os avisé que estaba trabajando en un nuevo proyecto de restauración de muebles. Es genial reciclar viejos muebles y darles una vida nueva! Además del trabajo creativo, al ser una actividad manual sirve muy bien para desestrerarse y te permite limpiar un poco la cabeza. Alguien se pone las zapatillas y va a correr, yo me pongo ropa vieja y una brocha. Sin embrago, si me seguís en Instagram, sabéis que he sido madre hace bien poquito. Mi niña tiene 6 meses y medio y claro, ahora ya no me da tiempo restaurar y pintar los muebles como antes. Ya no le puedo dedicar horas y días a cada proyecto que hago, por lo tanto es muy importante para mí que sea lo más fácil y rápido posible.

Desde que he descubierto la pintura Annie Sloan Chalk paint vivo mucho más feliz, porque con ella ya no hace falta lijar los muebles ni ponerles imprimación o tapaporos! Lijar era por supuesto la parte que menos me gustaba, ya que a veces era muy difícil por le acceso, generaba polvo… y en definitiva era un rollo. La pintura chalk paint agarra a cualquier superficie como madera, plástico o hierro, solo hay que limpiarla un poquito antes y listo. Además no huele, puedes trabajar con ella incluso en casa sin que te intoxiques (y a la gente que vive contigo) con mal olor.

chalk paint chromatic

Existen 36 colores que se pueden mezclar entre sí para que tú te crees el color que deseas para cada proyecto.

mixmat azul rojo brocha

Os enseño uno de los primeros proyectos que he hecho con chalk paint, ya que él que estoy haciendo ahora aún no he podido terminar (cosas que pasan cuando tienes un bebé pequeño).

En las primeras fotos se ve que intenté lijar el color burdeos de la mesita, pero era casi imposible: entonces era cuando descubrí la pintura a la tiza y el resto de la mesita ya termine sin lijar.

mesita burdeos

Luego pinté la mesita con color topo. En la foto parece un blanco pero es un color entre gris y visón que hice mezclando gris con blanco y con un poco de negro.

mesita blanco topo taller

Al final le di una capa de color blanco y la lijé con una lija fina para crear el efecto decapado y así hacer aparecer la pintura topo de debajo.  Al final apliqué cera transparente y un poco de cera negra para darle un toque envejecido y desgastado.

mesita envejecida y desgastada topo

Y aquí veis el resultad final tadáaa

mesita final louboutin hermes tiffany

Qué os parece el resultado, ¿os gusta cómo ha quedado?  Hay que decir que yo me quedé muy satisfecha.

Si os gusta la restauración de muebles y queréis aprender esta técnica y otras más que se pueden hacer con la pintura chalk paint os podéis apuntar al taller que voy a hacer sobre este tema. Seguramente va a ser un sábado de febrero por la mañana en Madrid. Os mantendré informados por Facebook e Instagram. O si queréis mandarme un email o un mensaje.

Feliz semana chicos y a por nuevos proyectos!


También te puede gustar